Te acaban de pedir una Nota simple del Registro de la propiedad…

Y te has quedado como las vacas viendo pasar al tren. Pastando lo escuchado. Mirando al infinito y sin comprender lo que estás viendo, en tu caso, escuchando.

Tranquilo porque ProntoPiso está aquí para explicártelo.

En realidad en Madrid es un mero trámite que, desde hace un tiempo, puedes hacer incluso desde el salón de tu casa, sin necesidad de desplazarte.

Te lo explicaremos de un modo muy breve para que veas que no entraña misterio alguno.

Registro de la Propiedad

Se trata de un organismo público que encontrarás en todos los municipios. En ellos se “registran” todas las propiedad, es decir, toman nota de todos los movimientos relacionados con todas las propiedades del lugar. Afecta a pisos, plazas de aparcamiento, terrenos en general (edificados o no), fincas, casas y locales.

Si una propiedad se vende: se registra. Si se dona, se amplía o se fragmenta, se registra. Y registrándolo se aseguran de que todos los movimientos sean legales y formen parte de los cauces lógicos entre empresas, particulares, organismos públicos y demás posibles partes implicadas.

¿Qué es una Nota simple?

Se trata de un documento oficial emitido por un Registro de la Propiedad (explicado arriba). Mediante esta nota simple podrás acceder a cuanta información exista relacionada con una propiedad. Desde sus características a su situación legal. Sabrás si tiene una hipoteca, si está embargada o si todo está correcto en su expediente. Se podrán conocer sanciones vigentes sobre la propiedad o sobre el propietario en relación a dicha propiedad. Esta nota es de carácter informativo y se refiere solo al continente (es decir, a la estructura del inmueble) y nunca lo que éste contenga.